Lo último que queremos que nos pase cuando nos vamos de viaje es que suceda algo imprevisto. Nunca se sabe cuánto necesitaba una bomba de aire o un motor de arranque hasta que una llanta se desinfla o el automóvil no arranca debido a la falta de potencia.

El espacio es limitado y seguro que estás pensando que ya tienes suficiente para mover tus maletas, los miles de complementos que necesitan los niños o el material deportivo que vas a practicar en el destino y que no piensas dejar atrás. Pero se trata de elementos pequeños y compactos que pueden sacarlo de un aprieto, por lo que merecen que les dejes espacio.

Arrancador para automóvil Rumia: máxima potencia en un espacio mínimo

Este arrancador para automóvil patentado de Rumia tiene celdas de batería de litio, un voltaje de 12 y un amperaje de 1000 amperios. Es lo suficientemente versátil como arrancar un coche, una moto de agua, una moto nivelada o incluso un camión.

En particular, puede arrancar un vehículo de 12V con hasta 6 litros de gasolina o 3 litros de diésel. Es capaz de arrancar hasta 30 veces después de una carga completa, y solo se necesitan unas cinco horas para estar completamente listo.

Posee tres puertos de carga diferentes: Carga rápida 3.0 (la más rápida), USB y USB Tipo C. Se puede cargar desde un banco de energía portátil y ofrece un funcionamiento seguro incluso en climas extremos (-20º C a 65º C).

También ofrece tres modos de luz LED: un establo, un estroboscópico y un Luz de señal SOS. Por lo tanto, brinda ayuda adicional en caso de emergencia.

Un artículo como este, sobre todo, proporciona tranquilidad. Los problemas de batería son comunes cuando menos se espera y en los momentos más inoportunos: por cortocircuito, sobrecorriente, sobrecarga, sobretensión o simple término de vida útil.

Bomba de aire Topcony: la eficiencia que busca sin ocupar espacio extra

Una bomba de aire como esta le permitirá inflar desde un balón de fútbol al volante de una bicicleta, motocicleta o automóvil. Hablamos de una aleación de alta precisión que permite una compresión de hasta 150 PSI, y en un artículo que tenga unas dimensiones reducidas de 7 x 7 x 14,3 cm y un peso inferior a medio kilo.

Su funcionamiento es sencillo: basta con retirar la manguera del dispositivo, conectarlo a la rueda, seleccionar los valores de presión a través de su pantalla táctil y pulsar brevemente el botón de inicio o parada para inflar o parar. De todas formas, se infla inmediatamente y se detiene automáticamente.

Además de la pantalla táctil y el manómetro de esta bomba de inflado, destacamos otras utilidades como el tres modos de luz (una de ellas de advertencia roja) y las diferentes boquillas para adaptarse. Traer Cable cargador tipo C, y todo se puede transportar fácilmente en la caja de transporte.

Es una bomba de aire bastante práctica. Tiene la capacidad de inflar de 2 a 3 llantas de automóvil y también tiene una linterna.

Cliente de Amazon

Hay artículos que son tan baratos y funcionales que no vale la pena apostar. El espacio que ocupan y lo que cuesta moverlo podría ser una excusa si no fuera por artículos tan compactos y livianos como esta bomba de aire o el arrancador de batería de automóvil. Nunca se sabe con certeza cuándo se utilizarán o si será necesario hacerlo. Pero pueden sacarte de una situación difícil.



Source link