los precio medio del electricidad en el mercado mayorista de España escala este martes un 2,3% respecto al lunes, lo que le llevará a superar una vez más la barrera de los 100 euros el megavatio hora (MWh).

En concreto, alcanza 102,06 euros, frente a los 99,76 euros marcados el primer día laborable de la semana.

El aumento se producirá luego de tres días consecutivos de menor costo, influenciado por la menor demanda de fin de semana.

Estos 102,06 euros representan un 14% más que el precio de hace apenas una semana, que era de 89,5 euros y bueno, más del doble de los 38,7 euros de hace un año, el 24 de agosto de 2020.

Detrás de este aumento están los aumento de los precios del gas, los Derechos de emisión de CO2, los escasez de viento para producir energía eólica, el aumento de la demanda debido a la recuperación económica y el altas temperaturas.

En España, el precio mayorista tiene un peso en torno al 24% en la factura de la luz de los cerca de 10 millones de hogares cubiertos por la tarifa regulada o Precio Voluntario del Pequeño Consumidor (PVPC). Los alrededor de 17 millones de consumidores que se encuentran en el mercado libre, que pagan por el kilovatio hora los precios que ofrecen las empresas con las que contratan el suministro, no se ven afectados por las fluctuaciones al alza, pero tampoco se benefician cuando ocurren a la baja, como sucedió el año pasado.

Este martes, el precio de la electricidad se moverá en un rango entre los 120,35 euros MWh esperados para las 10 de la noche y los 84,34 euros a las 5 de la mañana.

Podemos pedir gorras

Ministros de Derechos Sociales de United We Can y la Agenda 2030 y Asuntos del Consumidor, Ione Belarra y Alberto Garzón, respectivamente, han enviado un propuesta al Ministerio de Transición Ecológica en el que se recauda para establecer un precio fijo para la energía nuclear y un máximo para la hidroeléctrica con el objetivo de reducir el costo de Factura de electricidad.

Fuentes del Partido Morado han informado que esta iniciativa permitiría rebajar “inmediatamente” el recibo ante una “situación límite con precios históricos”. A pesar de tener un “carácter estructural”, puede ser aprobado, según ellos, mediante real decreto ley y en un plazo “muy breve”.