Actualización: 08/14/2021 8:29 PM

El nacionalismo ha monopolizado el inicio de la Fiestas de Gràcia. La elección del presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart, Qué pregonero de la fiesta popular de Barcelona ha convertido el tradicional discurso inaugural en una arenga independentista.

Cuixart, condenado a nueve años de prisión por sedición y luego indultado, ha aprovechado la oportunidad para exigir la libertad de los “presos políticos” y el regreso de la “exiliados”. Junto al líder estaba el alcalde, Ada Colau, el presidente de la Diputación de Gràcia, Ferran Mascarell, y la Consejera de Emergencia Climática y Transición Ecológica, Eloi Badia.

“Viva los Países Catalanes”

Un discurso que empezó con el lema “Viva Cataluña y viva los Países Catalanes”. “Quiero tener un recuerdo profundo de nuestros exiliados. No habrá una fiesta importante hasta que nuestros exiliados regresen. Te queremos en casa”, dijo.

El dirigente ha hecho mención expresa al exdiputado cupera Anna gabriel, huyó a Suiza antes de la apertura del juicio del 1-O. Además, Cuixart ha agradecido el apoyo que recibió durante su licencia de prisión por parte de grupos locales.

“Lo haremos otra vez”

El líder de Òmnium Cultural ha repetido su lema particular “Ho tornarem a fer” (“Lo haremos otra vez”). “Los instamos a que lo vuelvan a hacer, no renuncien nunca a hacerlo, por la victoria y la libertad”, declaró, entre vítores de la audiencia y gritos de independencia. Por otro lado, Cuixart ha apoyado iniciativas como el Sindicat de Llogaters y la manifestación Volem Acollir.

No vemos ninguna bandera que pueda tapar los aplausos de un equipo de refugiados, mientras los gobernantes no sean capaces de abrir caminos seguros para que la gente quiera llegar a Cataluña y los países catalanes. Queremos dar la bienvenidar “, ha afirmado. También ha dicho que” la lucha no violenta es también la respuesta a la emergencia climático“.

La oposición, contra

El nombramiento de Cuixart no estuvo exento de la oposición de las fuerzas opositoras en el Ayuntamiento. Cs Y PÁGINAS Rechazaron el nombramiento del líder nacionalista porque consideraron que politizó el festival. Luz Guilarte, portavoz municipal del partido naranja, pidió una corrección para evitar que “una sedición condenada” difunda su “odio” en el pregón.

Por su parte, la popular Oscar Ramirez vinculó la elección con la aprobación de ERC y Junts a los presupuestos del consejo. Por fin, Alberto Lacasta (PSC), alcalde del distrito de Gràcia, también criticó la decisión tomada “unilateralmente” por la concejala Badia, ya que politizaba un acto que debía ser de “unión”.



Source link